MÚSICA PARA EL COMBATE

TU SABES

REPATRIACIÓN

SEGUIMOS

SEGUIMOS

COJAN EL HILO

COJAN EL HILO

¿Y ahora?

¿Y ahora?

Marxistas

Marxistas

Leninistas y Bolivarianos

Leninistas y Bolivarianos

Siempre...

Siempre...

Patrimonio del Pueblo

Patrimonio del Pueblo

Estados Unidos

Estados Unidos

El Che

El Che

FARC-EP

FARC-EP

El Hombre de Hierro

El Hombre de Hierro

Anti-sifrinos

Anti-sifrinos

AntiFacho

AntiFacho

Defendiendo nuestra Cultura

Defendiendo nuestra Cultura

PALESTINA

PALESTINA

Adelante Bolivia

Adelante Bolivia

Anti-Nazi

Anti-Nazi

REPATRIACION PARA ILICH

REPATRIACION PARA ILICH

TOMA

TOMA

NO ES

NO ES

STALIN BROS

STALIN BROS

Nos visitan desde...

Prohibido olvidar 27 de Febrero de 1989


Por: Sergio Gil

El 27 de febrero de de 1989, es el acontecimiento histórico que va cruzar la línea final del ciclo puntofijista. Es la irrupción socio histórica que parte en dos la historia contemporánea venezolana. Cuando se estaba ejecutando la entrega total de la nación al neoliberalismo que se desarrollaba en su máxima expresión en Nuestra América Latina y el Caribe. Desatándose rapazmente en Venezuela la imposición dirigida desde Washington al gobierno títere de turno a través del “paquete de medidas económicas” impulsado por el entreguismo de la lumpen burguesía que erigía el penúltimo socialdemócrata del (pacto dictatorial) AD - COPEI, en manos del populista anacrónico de Carlos Andrés Pérez.

Estallando el impacto de una hecatombe social que sirvió para implosionar la reacción del pueblo venezolano en contra de la desencadenada opresión capitalista que accionaba el gobierno adeco, súbdito a los dictámenes de los órganos financieros del imperialismo, el FMI y el BM quienes demandaban hacia nuestros pueblos las recetas de dominación económica en dependencia a las relaciones explotadoras de EEUU.

El derrumbe económico que llevo al caótico hundimiento del país, se encontraba preparado y designado para que sirviéramos de colonia y de esclavos al imperialismo norteamericano. La nación venia arrastrando el endeudamiento generado desde los años 70 cuando Venezuela pasaba por su mejor momento en la entrada de su principal ingreso publico nacional en materia petrolera, conocida como la “Venezuela Saudita”.

Fueron estos mismos gobiernos de la derecha tradicional lacaya subordinada al imperialismo yanqui, quienes entre sus familias se hicieron los llamados amos del valle, robando a la nación y al pueblo, haciendo mas gordos sus bolsillos, cuentas y propiedades, despilfarrando el PIB, devaluando la moneda nacional y aplicando medidas fiscales bruscas en el aumento de recaudación de impuestos y gastos, provocando alzas inflacionarias a lo largo de toda esa década de los 80; sumado a la convulsión social que imprimía el movimiento revolucionario guerrillero que buscaba una salida por la vía armada para salir de lo regimenes dictatoriales de la derecha fascista entreguista imperialista que ejercía mas fascismo amarrándose a la silla del poder; creando un país poco rentable para las inversiones, decayendo abismalmente los sectores productivos, los controles de precio, deviniendo en la profunda corrupción administrativa, desinversiòn publica y privada, congelación de cargos en la administración publica, aumentando la privatización de los servicios públicos, de la educación y de la salud, aumento del transporte publico, de la gasolina al 100 % , liberación de las tasas de interés, eliminación de las tasas de cambio preferencial, eliminación de los aranceles a la importación, escasez gradual de alimentos y aumento del mercado nacional.

Un panorama económico que enterraba el porvenir de la sociedad venezolana en la bestialidad del cruento neoliberalismo. Explotando la fuerza consciente del pueblo, ejerciéndose en respuesta a la acción de las masas trabajadoras y del pueblo en general, a salir a las calles en protesta contra del paquetazo de medidas económicas neoliberales que iban en detrimento de nuestra propia subsistencia.

Fue el pueblo venezolano alzado en resistencia contra la violencia fascista del Gobierno lacayo de CAP apatrida asesino, quien saco a todo el Ejercito y Fuerzas armadas a empuñar sus armas contra el pueblo, causando el mas terrible terror en acto de guerra que masacro a los pobres que no se iban a dejar condenar al hambre y a la miseria ni dejar abandonar el futuro de nuestro país a las ansias del Tío Sam.

Asesinando a quema ropa, desapareciendo y llevando a fosas comunes como buen nazi fascista a centenares de hombres, mujeres, jóvenes y niños de los cerros y los barrios de Caracas, violando todos los derechos humanos. Todavía hoy se encuentran cuerpos sin reconocer y gente de nuestro pueblo desaparecida donde en ningún momento hubo pronunciamiento alguno de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ni mucho menos de su aparato mayor inmediato la OEA que saliera en defensa del pueblo, mas por el contrario han sabido callar e inculpar atendiendo a sus intereses establecidos por Washington.

El 27 de febrero de 1989, 21 años han pasado de aquel “Caracazo”, capitulo en nuestra historia que jamás debemos olvidar, como aprendizaje para nuestras nuevas generaciones y conciencias de lo que es capaz de hacer la derecha fascista neoliberal entreguista del imperialismo. Y del impetuoso coraje de este bravo pueblo que sabe pelear como verdadero ejército bolivariano su soberanía, su dignidad y sus derechos por la libertad, opuestos a la arremetida imposición del miserable plan neoliberal que atentaban doblemente contra el poder adquisitivo del pueblo.

Demostrando una vez más la capacidad activa que tiene el despertar de las masas del pueblo explotado venezolano por la dignidad y la justicia social de la patria de Bolívar.

Es así como se enciende la chispa del Poder Popular, esa contundente fuerza indetenible capaz de enfrentar y abatirse hasta el final de las batallas contra el capitalismo neoliberal y el imperialismo por cumplir los objetivos de conquistar la definitiva emancipación de nuestro pueblo venezolano, la Patria Grande y el Socialismo.

¡Viva la fuerza popular revolucionaria!
¡Viva el Pueblo consciente en destruir las expresiones y las formas del capitalismo!

0 comentarios: